post-thumb-single
09 diciembre
0

Naipes INVASION. Las tribus alienígenas conquistan nuestro planeta

Dmitrii Lebedev es un diseñador ruso afincado en Estados Unidos que, junto a su hijo Nikita, aficionado al cardistry, acaba de lanzar su primer trabajo: INVASION.

La inspiración para el diseño procede de un imaginario avistamiento ovni, protagonizado por los propios creadores, en el que se encuentra una carta que contiene la información necesaria para recrear en una baraja las identidades de las razas alienígenas que pretenden conquistar nuestro planeta.

 

 

Estas cuatro razas, Peekians, Boobians, Threphians, y Zervians,  están distribuidas en las cartas de la corte de los cuatro palos. Reyes, reinas y soldados alienígenas muestran su rostro menos amable, el rostro del invasor, en composiciones de colores planos y líneas sencillas pero con muchos detalles y complementos.

 

 

Las cartas numeradas son especialmente originales, con una distribución y diseño muy futuristas. Los índices usan el sistema de numeracion zerbiano, algo acerca de lo que el artista está pensando para cambiarlo por la numeración terrestre para mantener la jugabilidad de los naipes. Por eso, ha lanzado una encuesta 🙂 Los ases son de gran tamaño y el dorso muestra una interesante composición en color azul.

 

 

El estuche, también en tonos azules, incorpora relieve y un bello estampado metálico, además de una impresión interior llena de secretos interestelares.

 

 

La baraja será impresa por Legends y con la financiación adecuada se desbloqueará una edición en color rojo (Blood Edition) y muchas mejoras de los estuches.

 

 

Si te gusta, visita la página del proyecto y haz tu aportación

¡Buena suerte!

 

Sobre el autor

Soy Max, coleccionista y apasionado de los naipes. Desde 2012 intento contagiar esta pasión a todos los que pasan por Max Playing Cards. En mis artículos no solo hablo de cartas, ya que me gusta encontrar las historias y los seres humanos detrás de ellas. Me gustaría completar algún día mi colección de barajas Bicycle, pero ahora ya sé que eso es imposible...

0 comentarios